13 errores más comunes que te harán perder en las apuestas deportivas

13 errores que te harán perder en las apuestas deportivas

Iván

¡Hola! Me llamo Iván y en mi blog te hablaré de todo lo relacionado con las apuestas deportivas. Si me acompañas, descubrirás tanto los aspectos positivos como los negativos de este mundillo, aprenderás a apostar como un profesional y tal vez puedas llegar a formar parte de ese 5% de apostadores que ganan dinero. ¿Te unes?

22/12/2020

Reentrar cuando vamos perdiendo una apuesta

Es uno de esos errores típicos que todos hemos cometido al menos una vez a la hora de apostar.

Entras al hándicap asiático a favor del Real Madrid que juega contra un rival débil en copa. Se espera goleada y le cascas duro al -2.5 esperando una victoria muy fácil y con muchos goles. Llega el descanso y el resultado es de 0-0. Te empiezas a poner nervioso y piensas en que vas a perder la apuesta de una manera vil, así que decides meter el doble de lo apostado anteriormente al gol del Madrid antes del minuto 60. Llega el minuto 55 y empiezas a sudar, pues el gol no llega. Resultado final 2-0, goles en el 75 y en el 91. Pierdes una apuesta en prepartido al hándicap y la apuesta a doble stake en el live.

Es un error muy frecuente, ya que no cejamos en la idea de que nuestro pick inicial era muy bueno. ¿No es mejor perder 1 unidad a perder 3 ó 4 unidades en un solo partido?

Es cierto que a veces puede funcionar, pero ya te adelanto que no es lo más sensato, ni tampoco lo más rentable. A la larga perderás mucho dinero si realizas esta práctica de forma habitual.

Tratar de recuperar las pérdidas apostando más

Puede guardar relación con el anterior, pero en este caso los intentos de recuperar las pérdidas suceden al apostar de forma indiscriminada para recuperar las pérdidas de un día negativo.

Finaliza tu jornada apuestil y descubres que has perdido 6 unidades el sábado. El domingo te metes en el live de tu casa de apuestas deportivas y empiezas a meter pasta a todo lo que se mueve tratando de recuperar las 6 unidades palmadas ayer. Olvídate, acabarás sin bank.

Lo ideal es olvidarte de las pérdidas y pasar página. Si sigues a un buen tipster, o sigues tu propio sistema, no te preocupes. Las malas rachas forman parte las apuestas y es una oportunidad para aprender. No te obsesiones con ellas y nunca trates de recuperar lo perdido, porque al final te quedarás sin bank con el que apostar.

Reentrar a la misma apuesta con un importe mayor al de los beneficios

Suele ocurrir cuando nuestra apuesta va viento en popa y nos venimos arriba.

Un ejemplo muy claro puede ser cuando entramos al hándicap asiático a favor del favorito de -2.5, por ejemplo, y en el descanso vemos que van 3-0 ganando. Puedes tener la sensación de que en el segundo tiempo pueden meterle otros tres goles más, por lo que vuelves a entrar a un hándicap de -1.5, esperando que ganen como mínimo de 5 goles.

Si no sabes lo que es un hándicap asiático, entra aquí y podrás leerlo al finalizar este artículo

Al final puede ser que el equipo se relaje y deje de marcar goles, o que incluso reciba alguno en contra. Así es posible que pierdas tus dos apuestas, en el peor de los casos.

Si ves que el partido está muy favorable y se espera que sigan marcando goles, lo ideal es que apuestes con parte de los beneficios de la apuesta principal.

No conocer los mercados que existen en una casa de apuestas

Es un error frecuente entre los novatos. ¿Sabías que puedes obtener mayores recompensas por apostar en los mercados adecuados?

Sigue el curso de apuestas de MrSystemBetting para conocer todos los mercados disponibles.

Apostar dinero que necesitas

Bajo mi punto de vista, debería estar prohibido que alguien depositara en una casa de apuestas dinero que necesita para vivir. No lo hagáis, es una locura.

Mi consejo es que hagas un depósito que te puedas permitir, no te dejes llevar por los bonos de bienvenida. Si lo haces bien, podrás seguir reinvirtiendo los beneficios y llegar a manejar cada vez un bank mayor.

Creer que existen tipsters que nunca fallan

Si en un canal de Telegram alguien te promete el oro y el moro, desconfía. Nadie, repito NADIE, te va a recomendar apuestas ganadoras al 100%. Eso es imposible.

Los buenos tipsters fallan, pueden encadenar una racha negativa de hasta un año o más. Mientras antes tengas claro que esto es una carrera de fondo, antes empezarás a ganar dinero con las apuestas deportivas.

Mientras creas que existe un santo grial, un tipster que tiene información privilegiada y te la va a dar a ti por la cara, estarás condenado a perder tu dinero. Ten cabeza.

Mala gestión emocional en las rachas positivas y negativas

Todos somos muy buenos cuando acertamos, pero también los más malos cuando fallamos. Pues no. El mejor apostador es aquel que no se deja llevar por las emociones ni en las buenas ni en las malas rachas.

Si ves a un tipster que se viene arriba cuando acierta unas cuantas apuestas consecutivas, debes tener en cuenta que también se vendrá abajo cuando le venga una racha negativa (que le vendrá, seguro). Y esto no es bueno para los que le siguen.

La gestión de nuestras emociones es crucial para ganar dinero apostando.

Apostar en live sin un plan preestablecido

Cuando entras al apartado de apuestas en directo, puedes sentirte desbordado, sobre todo al principio. Podemos encontrar partidos de todos los deportes y de todos los países, cualquier modalidad, categoría, etc… Podemos sentir la tentación de apostar más de lo que deberíamos, y eso es un error que te llevará a la bancarrota, y te lo digo sin contemplaciones. Si entras al live sin tener ni idea de lo que haces, perderás todo tu dinero en unos minutos.

Desarrolla tu estrategia, un sistema de apuestas en live en la que selecciones determinados partidos, los sigues, y si alguno de esos partidos cumple los requisitos preestablecidos, haces tu apuesta en directo. También puedes seguir a tu tipster que te dé apuestas en directo, pero no te salgas de ahí.

Está claro que puedes hacer de vez en cuando una apuesta en live y que se te aparezca la virgen, pero eso no te ocurrirá siempre. Tenlo claro.

No leer las condiciones de los bonos

Un fallo muy común es hacer depósitos en las diferentes casas de apuestas, aprovechar el bono, y luego llevarse un disgusto al ver que el «rollover» es difícil de cumplir. Lo mejor es que te leas las condiciones de cada uno de estos bonos y si te convencen, abrirte una cuenta y aprovechar el bono de bienvenida.

Puedes pinchar en las bookies y ver cómo cada bono es diferente en función de la casa de apuestas con la que te registres.

Desconocer las normas de las casas de apuestas

Al igual que con los bonos, las casas de apuestas también cambian sus normas. Podemos tener una apuesta ganada en una bookie y la misma perdida en otra, siendo el mismo resultado en ambos casos. En unas casas de apuestas no cuentan las tarjetas amarillas para los jugadores del banquillo, en otras sí. En unas bookies los partidos amistosos acaban cuando el árbitro pite el final aunque sea antes de tiempo, mientras que en otras deberán cumplirse los 90 minutos para determinar las apuestas.

Si no conoces las normas de cada bookie en cuanto a la determinación de sus apuestas, podrás cometer errores que te harán perder dinero. Te recomiendo que las leas, aunque sea de pasada.

No verificar o no llevar un control de nuestras apuestas

Si eres tipster o tienes intención de serlo, te recomiendo que lleves un registro público de tus picks desde ya. Algunas plataformas son Blogabet, Pyckio o Tipstertube, que son las que yo uso. Una hoja de cálculo privada no te servirá de mucho a la hora de mostrar tus números como pronosticador.

Si no eres tipster y ni tienes intención de serlo algún día, no estaría de más que llevaras un control de tus apuestas en alguna de las plataformas mencionadas anteriormente o en un Excel privado.

Lo que crees que va a pasar vs lo que tiene valor

Creemos que esta noche va a ganar el FC Barcelona ante un rival más débil. Se paga a 1.27 su victoria.

Puedo hacer una prueba para que te des cuenta de que lo que creemos que va a pasar no siempre significa que tenga valor. Vamos a seleccionar todos los partidos en el que el favorito como local tenga cuotas de entre 1.00 y 1.30. ¿Creéis que de haber apostado siempre a un equipo tan favorito en casa hubiésemos ganado o perdido dinero?

En la imagen de arriba que he capturado del CGMBet System, podemos observar que de haber apostado a todos los favoritos con cuotas inferiores a 1.30 en la primera división desde hace tres temporadas hasta hoy, hubiésemos perdido un 5,28% de nuestro bank. Los beneficios al apostar al underdog habrían sido ¡de hasta un 30%! Hasta el empate hubiese sido rentable.

Con esto deberías tener claro que lo que creemos que va a suceder, no siempre es lo que tiene valor. A veces el valor está en la sorpresa.

¿Significa esto que hay que apostar siempre al peor equipo? ¡No! Significa que tienes que buscar el valor, siempre.

Combinar multitud de partidos pensando en acertar un premio gordo

Relacionado con el anterior. He visto a multitud de tipsters publicando combinadas con 3 ó 4 partidos a cuotas 1.2 pensando que «saldrá fácil».

Ya hemos visto en la imagen anterior por qué motivo esto no suele ser nada rentable.

Descarga en PDF 📝

Ya sabes que para descargar este artículo de manera íntegra en PDF, solo tienes que pulsar sobre el icono «K». Si te ha gustado el artículo, también puedes compartirlo 🙂

3 1 Vota
Article Rating
Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios